domingo, 18 de agosto de 2013

¿Qué es la Revolución? Segunda parte


Refugiados de guerra. Original aquí
Continuando con nuestras entradas sobre el significado de La Revolución (primera parte), os dejo un diálogo de la película dirigida por Sergio Leone (aquí y aquí) en 1971, Giù la Testa (traducida al castellano como “Agáchate maldito” y en inglés como “Duck, you sucker. A fistful of dynamite”). Su segunda película sobre la trilogía que rodó el director italiano sobre América (la primera fue "Hasta que llegó su hora, 1968" y la última "Érase una vez en América, 1984"). Está ambientada en plena revolución mexicana (aproximadamente entre 1913 y 1914) con flashbacks sobre el conflicto irlandés y la represión británica. En este diálogo participan los actores James Coburn (JC) en el papel de John J. Mallory (un nacionalista irlandés experto en explosivos) y Rod Steiger (RS) en el papel de Juan Miranda, un bandido mexicano. Podéis comprobar el diálogo aquí (1:07:54 aproximadamente).


JC: Eh. Te has acostado sobre tu patria.

RS: Mmm. Mi patria… Mi patria somos yo y mis hijos.

JC: Sí, lo sé. Pero tu patria es también Huerta, el gobernador, los latifundistas, Günther Reza (mercenario alemán) con su caballería. Esta revolución que no es ninguna broma.

RD: La revolución, la revolución. Hazme el favor de no hablarme más de revoluciones. Yo sé muy bien lo que es eso y como empieza. Llega un tío que sabe leer libros y van a donde están los que no saben leer libros, que son los pobres, y les dice: “ha llegado el momento de cambiar todo”.

JC: Sh.

RD: Sh, Sh, sh !

RD: Narices sé muy bien lo que digo que me he criado en medio de revoluciones. Los que leen libros les dicen a los que no saben leer libros – que son los pobres-: “aquí hay que hacer un cambio”. Y los pobres diablos van y hacen el cambio. Luego los más vivos (listos) de los que leen libros se sientan alrededor de una mesa y hablan, hablan y comen. Hablan y comen. Y mientras qué fue de los pobres diablos. Todos muertos. Esa es tu revolución... (Silencio). Por favor, no me hables más de revoluciones. (Silencio). Puerca mentira. Sabes que pasa luego… nada. Mmm.

JC: (No dice nada. Arroja al suelo el libro que estaba leyendo "El Patriotismo" escrito por Bakunin).

***
P.D. Dedicado a todos nuestros políticos que usan el nacionalismo para desviar la atención (como dijo Einstein en 1916, "el patriotismo es el requisito moral que provoca el odio animal y las matanzas"). Dedicado a todos nuestros políticos que se aprovechan de las dificultades de los ciudadanos, se erigen en defensores de la justicia social y prometen grandes cambios sociales, pero una vez que alcanzan el poder se comportan igual que los anteriores. Dedicado a esa arrogancia y/o soberbia académica que escribe, escribe y escribe y que sabe perfectamente lo que hay que hacer en cada momento para solucionar los problemas de los ciudadanos, pero sin preguntar a los ciudadanos.