jueves, 22 de mayo de 2014

¿A quién votar en las Elecciones Europeas Mayo 2014? Entre 14.000 y 20.000 euros mensuales (1 millón de euros en 5 años) para los afortunados !!!!


Si tenemos alguna duda sobre las ideas podemos consultar el siguiente enlace sobre plataformas, movimientos ciudadanos y fundaciones o incluso este sobre qué piensan los economistas españoles (por cierto, no da la sensación que muchos han hecho el agosto escribiendo sobre la crisis). Si queremos ver cómo se vota en el resto de Europa, aquí. Finalmente, si queremos saber cuál es nuestra opción política (solo diferencia entre iu, pp, psoe, upd), el Instituto Europeo Universitario nos propone el siguiente enlace. En cualquier caso, hay que votar aunque sea en blanco o en nulo. Lástima que no podamos hacer como en Colombia: si el voto en blanco alcanzara el 51% de los sufragios válidos, habría que repetir los comicios e incluso en determinadas situaciones con otros candidatos.

El Parlamento Europeo se compone de 766 diputados elegidos entre los 28 estados miembros de la Unión Europea. Desde 1979, los diputados son elegidos por sufragio universal directo por un periodo de cinco años. Los escaños se distribuyen con arreglo a las cifras de población de cada Estado miembro (a España le corresponden 54 eurodiputados). Si queréis saber quienes son los eurodiputados hacer click aquí. Sobre la coordinación legislativa entre la Unión Europea y España, aquí.

Por cierto, ¿cuánto cobra un eurodiputado?...
La asignación mensual, antes de impuestos, de los eurodiputados ascendió, en 2011, a 7956.87 euros. La asignación se abona con cargo al presupuesto del Parlamento Europeo y está sujeta a un impuesto comunitario y al pago de una cotización a un seguro de accidentes, tras lo cual la cantidad neta a percibir es de 6200.72 euros. 

Ojo faltan las dietas...

Original aquí
Al igual que los diputados de los Parlamentos nacionales, los diputados al Parlamento Europeo perciben una serie de dietas destinadas a cubrir los gastos durante su mandato. en que incurren durante el ejercicio de sus funciones. Existen unas dietas para gastos generales destinadas a cubrir los gastos en el estado miembro de elección (gastos de gestión de oficina de los diputados; gastos de teléfono y gastos postales; y compra, funcionamiento y mantenimiento de los equipos informáticos y telemáticos). Las dietas se reducen a la mitad si los diputados no asisten a la mitad de las sesiones plenarias en un año parlamentario (de septiembre a agosto) sin la debida justificación. El importe de estas dietas en 2011 ascendió a 4.299 euros mensuales.

Luego están los gastos de viaje dado que la mayoría de las reuniones del Parlamento Europeo tienen lugar en Bruselas o Estrasburgo. Los diputados al PE tienen derecho al reembolso del coste real de sus billetes de viaje para la asistencia a esas reuniones, previa presentación de recibos, hasta un límite máximo equivalente a la tarifa de la clase business para los viajes en avión, a la tarifa de primera clase para los viajes en tren o hasta un límite de 0,50 euros por kilómetro para los viajes en automóvil, además de unas dietas fijas basadas en la distancia y en la duración del viaje para cubrir otros gastos relacionados con el viaje (como, por ejemplo, los peajes de autopistas, los gastos por exceso de equipaje o los gastos de reserva). Existe además una dieta anual de viaje. En ocasiones, los diputados tienen que viajar fuera de su estado miembro de origen en el ejercicio de sus funciones, pero con fines distintos a la asistencia a reuniones oficiales (por ejemplo, para asistir a una conferencia en otro Estado miembro o para realizar una visita de trabajo a otro país en calidad de ponente). Para cubrir esta eventualidad, los diputados pueden percibir una dieta anual de viaje fija para cubrir los gastos de viaje, alojamiento y otros gastos asociados. Para el año 2011, la dieta se fijó en un máximo de 4.243 euros.

Y finalmente existen las dietas diarias (también denominadas dietas de estancia). Resulta que el Parlamento paga una dieta fija de 304 euros para cubrir el alojamiento y otros gastos relacionados. En el caso de las reuniones celebradas fuera de la Unión Europea, la dieta es de 152 euros, reintegrándose las facturas de hotel aparte.

Original aquí
O sea, 6.000 euros por un lado, 4.000 por gastos generales, otros 4.000 para viajes. Más una propina de unos 300 euros diarios para alojamiento y comida. Si no me equivoco me sale un mínimo de 14.000 euros mensuales. Lo máximo que pueden cobrar asciende hasta los 19.709 euros (lo que piensa la prensa aquí, aquí y aquí). Por cierto, cada eurodiputado también dispone de casi 20.000 euros mensuales para gastos de personal de oficina. Yo también quiero ser eurodiputado, dan ganas de presentarse...No hace falta decir nada más.

Y también reciben una pensión...
De conformidad con el Estatuto, los antiguos diputados tendrán derecho a una pensión de jubilación cuando cumplan los 63 años de edad. La pensión ascenderá a un 3,5 % del importe de la asignación parlamentaria por cada año completo de ejercicio del mandato, sin que el importe resultante pueda superar el 70 % de la misma. El coste de estas pensiones se cubrirá con cargo al presupuesto del Parlamento Europeo.

En los años 80 se popularizó un anuncio que venía a decir Busque, compare y si encuentra algo mejor cómprelo. Algo así deberíamos hacer con todas las opciones disponibles. No es una cuestión baladí, vamos a regalar 14.000-20.000 euros mensuales durante 5 años (840.000-1.200.000 euros) a 54 afortunados (ni el euromillones ni la lotería primitiva reparten tanto, Hacienda se lleva el 20%).

En cualquier caso, es muy probable que una amplia mayoría de los políticos españoles (en esta campaña, ¿cuándo han hablado y/o discutido sobre Europa?) nos vean como Max Cady (Robert de Niro, El Cabo del Miedo 1991; excelente también la original con Robert Mitchum en 1962; video aquí)