miércoles, 7 de mayo de 2014

Primo Levi y el final de la Segunda Guerra Mundial

Original aquí



Hace casi 70 años, el 7 de mayo de 1945 Alemania se rindió incondicionalmente. La Segunda Guerra Mundial finalizaría meses después. 

Os dejo unas palabras de Primo Levi (1919-1987) (más detalles aquí y aquí): un escritor italiano de origen judío sefardí, quien estuvo internado en Auschwitz desde febrero de 1944 hasta la liberación del campo en enero de 1945. Las palabras corresponden al libro: Los hundidos y los salvados.


(...)
Todo lo que necesitamos saber, o debemos recordar es que cuando Hitler o Mussolini hablaban en público, la gente creía en ellos. Además fueron aplaudidos y admirados. Las ideas que defendieron eran aberrantes, estúpidas y crueles. Sin embargo, tuvieron miles de seguidores. Estos seguidores no nacieron torturadores, pero cualquier persona está dispuesta a creer y obedecer sin rechistar.
 
Por consiguiente, debemos tener mucho cuidado con aquellas personas que tratan de convencernos sin usar la razón. En el odio e ideología nazi, no hay nada racional. No podemos comprender dicha ideología, pero hay que saber de dónde viene. Si la comprensión es imposible, es necesario el conocimiento porque lo que pasó puede volver a repetirse.